Blog de CFOremoto

Asiento de apertura: todo lo que debes saber

Dentro del área de contabilidad existen diversos tipos de asientos contables. En este artículo conocerás sobre el asiento de apertura, uno de los más importantes para iniciar un periodo y llevar a cabo las diversas operaciones económicas en una empresa. 

¿Qué es el asiento de apertura?

El asiento de apertura es el punto de inicio para el ciclo contable de las empresas. Los ciclos, normalmente, son de un periodo de tiempo de un año, aunque también los hay mensuales, bimestrales, trimestrales… dependiendo el tipo de negocio.

Este proceso consiste en reflejar los saldos iniciales de todas las cuentas de balance. En él se anotan las cuentas de activo en el “debe” y las cuentas de pasivo en el “haber”, así como el patrimonio neto. Es importante destacar que en este tipo de asiento contable no se consideran los gastos e ingresos.

Esta actividad da comienzo al famoso libro mayor, que es un conjunto de todos los movimientos contables que se han realizado en alguna cuenta concreta.

CFO - CTA Text - 3 acciones para superar crisis financieras

La importancia del asiento de apertura

El valor de este procedimiento contable es que:

  • Da inicio a las operaciones financieras
  • Permite reflejar el stock inicial de las cuentas contables
  • Se tiene mejor control de la información financiera

De tal modo, iniciar el asiento de apertura de forma correcta permitirá a la empresa tomar las mejores decisiones económicas en un futuro.

Cómo hacer el asiento de apertura

Es importante destacar que pueden existir 2 supuestos al momento de empezar este tipo de asiento:

  • Si el proceso contable inicia desde 0, se deben considerar las contribuciones de los socios de la empresa y los gastos iniciales.
  • Si el proceso contable se reanuda, se debe tomar de base el asiento de cierre de contabilidad.

Si es una empresa de reciente creación, únicamente se tienen que considerar las cuentas y conceptos indicados anteriormente. Por otra parte, si es una empresa ya establecida y en funcionamiento, se deben considerar los siguientes pasos:

  1. Preparar la contabilidad: en esta primera etapa es esencial recopilar toda la información necesaria, tomando de base el cierre del periodo anterior.
  2. Iniciar el asiento de apertura: una vez con los datos listos, se procede a realizar a la inversa las operaciones del asiento de cierre. Aquí se deben incluir las cuentas de patrimonio, así como el debe y el haber.
  3. Trasladar la información al libro mayor: toda la información anterior se debe vaciar al libro mayor, considerando todas las cuentas abiertas y las que están por abrirse, así como cada uno de sus componentes.

El éxito de este procedimiento recae en la persona que realizará la gestión contable. Lo esencial es mantenerse al tanto de cada registro durante el año para llevar al margen la salud financiera de la empresa

Hoy en día, existen diversos sistemas digitales en los que es posible realizar dichas operaciones de manera automática. Si quieres conocer más sobre este tipo de recurso automatizado contacta con nosotros y te informaremos de todo lo que la tecnología puede hacer por tu negocio.

CFO - CTA post - 3 acciones para superar las crisis financieras
Ver todo

Quizá te puede interesar…

Deja un comentario

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.